El colon irritable se cura

 

El colon irritable –a lo que comúnmente se le llama hoy día colitis nerviosa, neurosis intestinal, colitis irritativa, colon espástico, síndrome de intestino irritable o colon espasmódico, y que mucha gente lo sufre en estos momentos sin obtener ayuda– simplemente significa que el colon tiene inflamadas sus paredes, debido a que se encuentra muy sucio, estancado de materia fecal tóxica que irrita la mucosa.

El colon en su pared tiene una capa llamada mucosa que está en contacto con la materia fecal. Debajo de esta se encuentra otra capa muscular que contiene terminaciones nerviosas que vienen del cerebro y ayudan a que el colon se contraiga o se dilate, haciendo que se mueva  para que el tránsito intestinal sea adecuado y la materia fecal sea expulsada siempre y cuando exista fibra en el intestino.

Un colon atollado de excremento que no se mueve genera venenos que actúan sobre esas terminaciones nerviosas, causando debilidad de la pared muscular o sobreexcitando el músculo, el cual produce un espasmo o contracción que ocasiona un retorcijón o un dolor de cabeza. Lo dicho anteriormente nos explica la razón del porqué al colon se le llama el segundo cerebro.

Básicamente, el problema consiste en que, al colon no tener suficiente fibra, la materia fecal empieza a estancarse, por tal motivo le damos oportunidad a que se pudra y se fermente, generando muchos venenos tóxicos que irritan o inflaman las paredes y hacen que el colon duela, se aviente, se llene de gases, produzca retorcijón, escalofríos y sudoración, llegando a sufrir un parto intestinal.

La gastroenterología dice que el colon irritable es causado por el estrés y los compromisos de la vida moderna, y es tomado como un padecimiento muy insignificante  que no tiene importancia y que usted debe aprender a convivir con el cuento, ya que no tiene cura y como nunca se va a morir de eso lo atiborran de medicamentos antiespasmódicos para que el colon no se mueva y no duela.

El colon irritable es una enfermedad curable 100% y lo único que tenemos que hacer para curarla es una efectiva, contundente y agresiva desintoxicación de colon o limpieza intestinal que tiene la finalidad de ayudarnos a sacar las heces, eliminar los venenos ácidos, alcalinizar el PH, desinflamar la pared intestinal, regular las contracciones –quitando la irritación nerviosa–, regenerar la mucosa y recuperar el tránsito intestinal, desapareciendo la dificultad para evacuar.

Previene un colon irritable con  50 gramos de fibra al día, de 8 a 10 vasos de agua, de 8 a 10 porciones de fruta y de 2 a 3 porciones de vegetales. También consuma alimentos que contengan cáscara y haga ejercicios.

 

Canal Youtube Dr Alejandro Segebre, Suscríbete aquí

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

X

Menú Principal